martes, 10 de diciembre de 2013

Mensaje 13

No puede ser.
Estás enfadada. Y mucho.

Con tu familia, que parece sacada de la película "El resplandor".
Con tu amiga, que no sabe nada de ti en dos años, y te llama para invitarte a su cumpleaños. Como si nada. Rodeada de gente que nunca conociste. Ni quisiste conocer.
Con tu hermana, que se fue a Nueva York hace ya un año, y no está aquí cuando más la necesitas.
Con tu amigo, que dice querer irse para no volver.
Con tu pareja, que no lo mira desde tus ojos.
Con tu perra, que hoy ni siquiera se ha levantado del sofá para venir a saludarte.
Con tu trabajo, que te tiene atada. Y tan anestesiada, que a veces hasta olvidas que tu nunca quisiste eso.
Con tu ciudad, porque ha reunido a la gente menos humana que había sobre el planeta.
Con el cielo, que hoy es menos azul que de costumbre.
Con todos y cada uno de los pájaros, por pertenecer a esa especie superior que dispone de alas.
Con tus sueños, porque insisten en aparecer cada día para recordarte que hay algo que no va como debería.

Son muchas cosas para estar enfadada.
Quizás deberías admitir la posibilidad, de que el mayor enfado sea contigo misma.

No hay comentarios:

Publicar un comentario